Soñando en utopía. Por Santiago Redondo Vega

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

 (Recitado por Clips)

 

Vengo a gritar que estoy vivo y que apenas
recalo en los espejos de mil dioses
que me abisman de dudas y en voz alta
se arrogan poesía.

Me restaño con soles de conciencia
y con verbos sin piel y con metáforas
recupero el sentido en la palabra
que me fía su nombre.

Soy un viento de paz que hizo la guerra
a las huestes del verso intrascendente
invadido de prosas y salitres
ampuloso y etéreo.

Tengo heridas de bala entre las manos
cicatrices, metralla, costurones,
y los ojos resecos, delirantes
de renglones vacíos.

De los álamos ocres que me ciñen
tomo aliento en las hojas que el otoño
-impertérrito y negro como el hambre-
fue escribiendo a mi paso.

De la vida –mi vida- que me enmienda
tomo el pulso –mi pulso- sangre inútil
y en un sístole huérfano sin diástole
me resumo en latidos.

Atisbo de locura que desdobla
la faz de mi otro yo más consecuente,
más lunático e íntimo, más lúcido,
más mágico, más cuerdo.

Cuando el tiempo me arrastre hasta las sombras,
de vejez aterido, desterrado,
y me tiemble la voz y las tinieblas
se me nublen de adioses;
buscaré redimirme de mis lágrimas
viviré de recuerdos, de saberme
que algún día escribí que poesía
fuera un cielo inconcluso.

Pero entonces la paz será el olvido
y las voces sin dueño en estampida
huirán ateridas de mis calles
enlutadas, desiertas.

Y los cirros serán la blanda tumba
de asonantes cenizas de un poeta
que soñó con soñar que en Utopía
la palabra es la llave
de ser libre.

 

IV Certamen Poemas sin Rostro 2008-2009

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •