Cuando era una excentricidad que una mujer tuviera el carné de conducir María Victoria Atencia pilotaba aviones. Su trayectoria poética la ha conducido a ganar el VII Premio Internacional de Poesía Ciudad de Granada-Federico García Lorca.
A los 79 años ha llegado a la Luna. La poeta malagueña hizo añicos todas las quinielas que situaban a la uruguaya Ida Vitale como gran favorita y ganó el galardón mejor dotado de las letras hispanoamericanas con 50.000 euros. De esta manera se rompe además una de las normas no escritas del certamen: alternar cada año a un poeta español con uno del otro lado del Atlántico.
El galardón a la autora tiene un valor añadido porque premios como el Reina Sofía aún no han reconocido la trayectoria de ninguna poeta española, por lo que el Premio Lorca salda de alguna manera una deuda histórica de las letras con una generación de escritoras que comenzaron en los años cincuenta. Atencia, que posee el Premio Andalucía de la Crítica, el Nacional de la Crítica y el bienal Luis de Góngora de las Letras Andaluzas, es la segunda mujer, tras la peruana Blanca Varela, en recibir el galardón, al que en esta séptima edición han optado 36 candidaturas españolas e hispanoamericanas. El jurado, que deliberó durante una hora, resaltó su “ impecable trayectoria”. “Es conocida en los círculos literarios como la Emily Dickinson española”, destacó Aurora Luque, representante del Centro Generación del 27 y portavoz del jurado.
Más información en MalagaHoy.es

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
  •  
  •  
  •  
  •  
  •