Una reflexión. Por Margarita Wanceulen

coffee

 

Una reflexión

 

 

Un vaso de buen vino.

Una hogaza de pan humeante,

que exhibe sus entrañas

como si fueran versos.

Una mirada cómplice

que ayude a amortiguar la caída.

Un insecto pequeño

al que perdonaste la vida.

Y cuando llueve…,

la visión del agua a través

de un cristal esmerilado.

El olor de un café al

sol de mayo, en una terraza cualquiera.

La sangre que brota de la herida

y que nos recuerda

de qué estamos hechos.

Y por fin, estas manos mías

que me permiten exudar

la savia antigua, que rezuma

el alma en forma de palabras.

 

Margarita Wanceulen

 

 

 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

8 comentarios:

  1. Elena Marqués

    Hermoso poema sobre la vida y la poesía, que en algunas personas (¿quién tuviera la fortuna?) se aúnan.
    Muchos besos.

    • Siempre es un placer transitar por este Canal, pleno de calidez y de amigos como tú, Elena, personas con talento y generosidad. Gracias por tu comentario y muchos besos para ti.

  2. Siempre la mirada sobre las pequeñas cosas que nos hacen grandes. Precioso.
    Abrazos

    • Estimada Luisa: gracias por el comentario y tu labor incesante y continuada en favor de todos nosotros. Un placer siempre. Abrazos.

  3. Esencia poética. La grandeza de las pequeñas cosas contempladas bellamente.

    Un abrazo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *